Literatura
02 10 2020
Sara Jaramillo Klinkert: sobre una ausencia sin resolver por Andrea Aguilar

Cierta vez, en una entrevista, le dijeron a Faulkner que como escritor estaba obsesionado con la violencia y respondió que eso sería como decir que un carpintero estaba obsesionado con el martillo; la violencia es una de las herramientas del escritor. No tenemos espacio para hablar de la función del escritor en el contexto de un país en guerra fratricida como la colombiana, una guerra interminable pues cada generación acude a la guerra como una forma de elaboración paranoica del duelo, como una descarga del trauma de la guerra que vivió la generación de sus padres. En este texto Andrea Guzmán se refiere al libro de Sara Jaramillo Klinkert, “Cómo maté a mi padre”, donde en una suerte de descarga emocional refiere el asesinato de su padre, teniendo la autora once años, en el Medellín en que creció, el de los ochenta y noventa atravesado por la violencia sin fondo del narcotráfico con Pablo Escobar a la cabeza. La escritura de su libro le hizo comprender «lo jodido que es vivir en un sitio violento, porque hace que se vuelvan normales cosas que no debían serlo». La violencia de Colombia solo tiene una salida: aprender a convivir con ella. Rubén López Rodrigué.

(Reseña publicada el 8/08/2020 en el diario El País de Madrid).

Copyright: Diario El País de Madrid

ACERCA DEL AUTOR
Sara Jaramillo Klinkert

Nacida en Medellín en 1979, Sara Jaramillo Klinkert es una periodista que ha colaborado con los principales medios de comunicación de Colombia. Reside en Medellín y dirige una tienda de venta de especias, labor que acompaña con la escritura.