resonancias.org

Poesía
04 03 2020
La obra poética intimista, sonora y coloquial de Andi Nachon

Conocí a la poeta en Buenos Aires en 2003 en un recital de dos poetas chilenas organizado por ella, presencié su amplitud de espíritu por la manera como las acogió. En otro viaje a la capital argentina al año siguiente, la encontré con Dan Loaiza en el café Moderno frecuentado por los jóvenes intelectuales porteños. Me llamó la atención su sensibilidad, su libertad y su modestia. No vino a nuestra cita con los poemarios que había publicado hasta 2004, Andi Nachon estaba lejos de “promocionar su poesía”. Además su recato le impidió tomar contacto con Resonancias para anunciarnos cada vez que sus obras eran editadas. Ese rasgo de su carácter nos hace admirarla aún más. Fue una conmoción para ella leer en su juventud a César Vallejo por su profundidad humana y metafísica, sin embargo no se impregnó de la queja vallejiana. Le sucedió lo mismo cuando se sumergió en la obra de Alejandra Pizarnik, sin identificarse con su estética. Cuando su país estaba en plena crisis en los años 1990 Andi Nachon formó parte de un estallido literario de diversas formas expresivas que dio nacimiento a una generación de poetas jóvenes. A los veinte años, publicó su primer libro “Siam”, que reúne sus poemas escritos entre los 15 y los 18 años. Emana de sus versos una envolvente sonoridad y un intimismo coloquial. Su poética refleja la relación privilegiada y espontánea que mantiene con la música y la expresión corporal. Un poema surge en ella con la sonoridad de una palabra, después el ritmo genera un sentido. En su obra no hay un asomo de lamento, sus versos fluyen de una manera espontánea —como la prosa de Cortázar— para describirnos los diversos mundos de la gran ciudad del sur. Ahora otros jóvenes poetas y escritores argentinos la toman como una autora de referencia. Ofrecemos a los lectores hispanoamericanos una selección de los poemas de la gran poeta argentina desde 1990 hasta 2004. Héctor Loaiza.

 

Con la publicación de su obra poética reunida y el estreno de una película en la que colaboró como guionista, Andi Nachon se concentra en el oficio que la acompaña desde la adolescencia: crear sentidos por medio de la escritura. En 2019, la escritora, guionista y profesora Andi Nachon (Buenos Aires, 1970) hizo doblete. Después de la reedición en 2017 de “Warszawa” por el sello Caleta Olivia, Bajo la Luna, publicó “En la música vamos”, la obra reunida de esta poeta de la generación intermedia, que comenzó a escribir y a publicar muy joven, en la adolescencia. El inolvidable verso inicial de “Siam”, su primer libro, es: “Mi punkita”. El verso final de su obra reunida, que incluye un libro inédito, es “la clave amor”. El recorrido por su poesía ofrece distintos puntos de llegada a los lectores. También el año pasado se estrenó “Los adoptantes”, la película del director Daniel Gimelberg en la que colaboró como coguionista. Es además profesora en la Universidad Nacional de las Artes (UNA), en la licenciatura de Artes de la Escritura. “A los que quieren escribir les recomiendo que lean mucho, que escuchen mucho, que lean lo parecido, que es a lo que tiende la mayoría, y que lean lo que no es parecido. Creo que aprendí tanto de las voces de las mujeres, de Juan L. Ortiz o de Arturo Carrera como de las voces que están en un lugar diferente del mío, como Ricardo Zelarayán o Leónidas Lamborghini”, dice.

(Esta entrevista fue publicada el 3/01/2020 en el diario Página 12 de Buenos Aires)

Copyright: Andi Nachon

ACERCA DEL AUTOR
Andi Nachon

Andi Nachon (Buenos Aires, 1970). Es Profesora de letras, poeta y guionista. Publicó “Siam” (1990), “Warszawa” (1996/2017), “Taiga” (2000/España 2016), “Goa” (2003), “Plaza Real” (2004), “36 movimientos hasta” (2005), Volumen I (2010), “La III Guerra Mundial” (2013) y “Viernes de chicas” (2016). También han sido editadas tres compilaciones de su obra: “Taiga no Rio de Janeiro”, Ediçoes da passagem (Rio de Janeiro, 2001), “Villa Ballesta/Ñuñork” (Surada, Chile, 2003) y “La irrupción del desorden” (Kriller, Madrid, 2019). Con ilustraciones de Sebastián Bruno editó “De vos a mí, digo” (Suscripción, 2002) y con fotografía de Constanza Vicco “En destello” (La luminosa, 2013). En 2007 realizó la selección y prólogo de la antología “1961-1980. Poetas Argentinas” para Ediciones Del Dock. Su poesía reunida de 1990 a 2019 fue editada con el título “En la música vamos” nombre de su último libro (Editorial Bajo La Luna Nueva, 2019). Integra las antologías “El turno y la transición”, compilador Julián Ortega, (Editorial Siglo XXI), “Monstruos”, compilador Arturo Carrera, (Editorial Fondo de Cultura- ICI), “Poesía Erótica argentina 1600-2000”, compilador Daniel Muxica (Editorial Manantial), “Agua de beber”, compiladora Mónica D´Uva (Editorial Nusud) y “Penúltimos” compilación de Ezequiel Zaidenwerg (UNAM, 2014) . Es profesora adjunta del Taller de Poesía I de la Licenciatura en Artes de la Escritura de la Universidad Nacional de las Artes.